La casa de los regalos.

Al otro lado están casí todos los PREMIOS Y REGALOS, que me habeis dado. Muchas gracias.
Ahora mismo hay un Premio de Rayén.
En un blog nuevo que espero que funcione y os guste.

28 de octubre de 2012

Nos quedamos solas.





EL brillo fue inmenso y se paró el mundo… después se volvió silencio, oscuridad y frío; tardé en reaccionar porque me faltaba espacio. Poco a poco mis compañeros se fueron moviendo y al sentirme liberada también les seguí y corrí tras ellos sin rumbo fijo. Creo que todos fuimos conscientes de que teníamos que huir de “eso” tan curioso y tan desconocido.

No supimos cuanto tiempo estuvimos en esa extraña situación, pero nos estaba favoreciendo porque cada vez encontrábamos más y mas comida a nuestro paso; continuábamos en la oscuridad pero eso no era un problema, nos defendíamos a la perfección. Después de un tiempo sin determinar me detuve y advertí con asombro que mis compañeros eran enormes y comprobé que yo también había crecido de forma desmesurada. Me agradó comprobar el cambio tan beneficioso y me preguntaba si el resto de los seres también habían tenido la misma suerte. No halle respuesta a mi curiosidad. 

Un día vimos luz a lo lejos y hasta allí corrimos ilusionados, fue maravilloso comprobar que no estábamos solo nosotras las ratas en el planeta, también había cucarachas, escarabajos y moscas… aunque no descartamos encontrar a mas seres. 

Tenemos un planeta inmenso para habitar ¡lo cuidaremos!
  

32 comentarios:

Ramón María Vadillo dijo...

Llévame contigo niña...jejeje. Muxu bat.

Pedro Luis López Pérez dijo...

¡Que precioso Relato!
Siempre es bueno esa Reflexión sobre la Naturaleza que forma parte fundamental de nuestra Existencia.
Un abrazo.

Oriana Lady Strange dijo...

Muy bueno!!
Deberíamos reflexionar sobre lo que estamos haciendo con este bello planeta.
Cariños...

X dijo...

Seguro que ellas lo cuidan mejor que nosotros. Espero que ese día llegue cuanto antes, por el bien de La Tierra. :-)

María dijo...

Nuestro planeta es nuestra cuna, cuidémoslo y disfrutemos de todo cuanto nos rodea.

Un beso.

NuriaLourdes dijo...

Me ha gustado mucho tu relato. Debo confesar que le temo a las ratas, pero también debo admitir, que cada ser vivo en nuestro bello planeta; tiene una función que asumir.
Me uno a todas las causas buenas, para preservar nuestro medio ambiente.
Se te extraña por mi espacio.
Besotes y felíz domingo!

EXPEDIENTEX dijo...

Después de ver tu otro blog,
vuelvo para decirte algo
que se me olvidó...
GRACIAS.

Un saludo.

C.S.Peinado dijo...

Ups, el futuro a la vuelta de la esquina. Aunque sigo creyendo que los próximos en colonizar el Planeta serán los insectos.

Un saludazo.

El intimista secreto dijo...

Hay que ver lo buenas que son las bombas atómicas para los bichos, pero los humanos no llevan tan bien las radiaciones. Lo malo es que lo que cuentas puede pasar.
Besos.

Maria dijo...

Pone los pelos de punta pensar que tu relato podría ser real. Y lo triste es que los humanos nos dediquemos a "trabajar" en nuestra contra.

Besitos

MEN dijo...

Lo peor de tu relato es que vamos camino de algo asi.Me dan mucho asco las ratas pero admiro su pode de adaptacion. Espero que seamos mas listos que ellas y rectifiquemos a tiempo.
Me ha gustado mucho este punto de vista. Un bessito

ReltiH dijo...

IRÓNICO Y REFLEXIVO TEXTO. ME GUSTA.
BESOS

Francisco Arsis dijo...

Pues como no espabilemos, ocurrirá lo que cuentas, sin lugar a dudas. Perfecto el relato, porque hasta el final no te das cuenta del mensaje que impone el relato. Besos :o)

Saudades8 dijo...

Nosotros los mal llamados "humanos" con nuestras propias manos estamos destruyendo ese planeta que nos sustenta, incluso hemos inventado armas que podrían destruirlo mil veces, es posible que termine habitado por seres como los que describes que como las cucarachas pueden sobrevivir a un desastre nuclear.

Besos,

David C. dijo...

Muy buena reflexión.
Saludos
David

Towanda dijo...

Con la fobia que tengo yo a ciertos animalejos y a todos los insectos me ha dado un vuelco el corazón.
Ojalá no conozcamos un final tan apocalíptico...

Como relato es la leche; buenísimo, buenísimo. Breve y con sustancia.

FELICIDADES, señora escritora profesional. Cada día me gustas más OBI OBI OBI OBA... Cada día te quiero más OBI OBI OBI OBA...

bESOS.

Maria Antonia Cantalejo dijo...

Una reflexión muy bonita, es cierto que vamos creciendo a medida que pasa el tiempo,nos damos cuenta que en ese trasncurso algunos nos siguen y otros se quedan en el camino y otros ni siquiéran lo intentan,pero hay algo más bonito y bello que valorar lo que tenemos, estoy contigo cuidemoslo nuestro paso es muy breve pero tenemos que dejarselo a las nuevas generaciones para que lo disfruten y aprendan a respetar bst

disancor dijo...

Bonito relato. De cuando en cuando hay que recordar en el planeta que vivimos, y cuidarlo.
Un beso.

ANTIQVA dijo...

Oohhhhhhm, una ciencia ficcion que bien podria ser una ciencia realidad.

Me gusto mucho tu relato, y el modo en que te metes en la piel de esos "otros"

Un abrazo, amiga

roberto dijo...

Campoazul, el hombre en su inconciencia de poder se olvida lo principal: vivir.

Un abrazo.

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola, Campoazul

Aggg, esos bichitos tan asquerosos....

Como siempre me has sorprendido con tu relato, y me encanta que lo hagas.

Besotes.

Lapislazuli dijo...

Maravillosamente original
Un abrazo

Taty Cascada dijo...

Siempre me han inspirado una cierta repugnancia las ratas, las cucarachas y las moscas; pero debo reconocer que estos seres tienen un increíble poder de adaptación a las condiciones ambientales más extremas. Tu relato no está alejado de la realidad, tiene un increíble realismo. Sólo espero que yo y mis hijos no seamos testigos de la presumible aniquilación de la Humanidad.
Te dejo un fuerte abrazo y un beso.

Taty Cascada dijo...

Siempre me han inspirado una cierta repugnancia las ratas, las cucarachas y las moscas; pero debo reconocer que estos seres tienen un increíble poder de adaptación a las condiciones ambientales más extremas. Tu relato no está alejado de la realidad, tiene un increíble realismo. Sólo espero que yo y mis hijos no seamos testigos de la presumible aniquilación de la Humanidad.
Te dejo un fuerte abrazo y un beso.

Lola velasco dijo...

Una ficción que puede acabar siendo real si siguen con tanto poder y que va a más de ciertas personas.
Intrigante hasta el mismo final, muy bueno.
Besos Azul Campo.

Josecarlos Martinez Peralta dijo...

ains em has enamorado!!!

Raúl dijo...

El planeta nos nos va a echar de menos. A los humanos, digo.

Shang Yue dijo...

no lo sé, tengo mis dudas

Josecarlos Martinez Peralta dijo...

REspetemos la vida de nuestro planeta!

disancor dijo...

Feliz puente y feliz fin de semana.
Un abrazo.

Jon Igual dijo...

A veces nos olvidamos de que el planeta estaba antes que nosotros y nos sobrevivirá. Para él no somos más que una anécdota más de su larga vida. Y creo que ya se está cansando de nosotros...
Besos

HUGO JESUS MION dijo...

Esto puede pasar, y tal vez en ese momento los humanos hayamos mutado tanto que nos parezcamos -exteriormente- a los insectos.

Translate